Breve historia de la F1

La Fórmula 1 es la máxima competición del automovilismo internacional y, posiblemente, la disciplina de motor más popular y prestigiosa del mundo. Su historia daría para escribir libros enteros, pero hoy te contamos algunos de sus hitos más reseñables.

Los Grandes Premios tienen sus raíces en las carreras automovilísticas surgidas en Francia en 1894. En un principio se trataba de eventos individuales, sin conexión entre sí  y organizadas en caminos de tierra. El número de carreras consideradas Gran Premio se fue incrementando a lo largo de los primeros años del siglo XX, hasta alcanzar las 18 en el año 1934. 

El nombre de la Fórmula 1 se refiere a un conjunto de reglas que todos los participantes y coches debían cumplir, y que originalmente se conocía simplemente como “Fórmula”. Los planes para un campeonato de pilotos de Fórmula 1 se empezaron a plantear a finales de la década de 1930, pero se dejaron de lado con el inicio de la Segunda Guerra Mundial. En 1946, con el nacimiento de la FIA (Federación Internacional del Automóvil), se reanudó el proyecto, y en 1950 se unieron varios Grandes Premios para lanzar el primer campeonato de pilotos. 

En mayo de 1950 se celebró en Silverstone la primera carrera de Fórmula 1. Ese año, sólo siete de las veinte carreras de la temporada contaron para el título. Las carreras fuera de puntuación para el campeonato continuarían hasta 1983, año en el que la organización pasó a considerarlas no rentables por el aumento de los costes.

En los años 50, había conductores que operaban por su cuenta y que compraban y conducían sus propios coches. Sin embargo, el campeonato estaba dominado por los principales fabricantes de antes de la guerra: Alfa Romeo, Ferrari, Maserati y Mercedes Benz. Aunque Giuseppe Farina ganó el título inaugural, el piloto clave en la década de 1950 fue Juan Manuel Fangio, que ganó el campeonato en 1951, 1954, 1955, 1956 y 1957 con cinco fabricantes diferentes. 

Los comienzos no fueron fáciles. En la primera década del campeonato murieron 13 pilotos. En 1952 y 1953 la falta de participantes hizo que algunas carreras se hicieran según el reglamento de la Fórmula Dos, con Alberto Ascari ganando el campeonato en ambos años. De las 20 marcas que compitieron en 1950, la mayoría pronto se vieron obligadas a abandonar el mercado por el coste. Sólo Ferrari ha competido desde el inicio.

En un principio, todos  los coches eran de motor delantero. A finales de los años 50 Cooper introdujo un coche con motor trasero y en 1961 todos los fabricantes ya lo tenían en funcionamiento. Como un incentivo adicional para los equipos, se introdujo el campeonato de constructores en 1958.

La victoria de Mike Hawthorn en el campeonato de 1958 marcó el comienzo de una era de dominio británico. Entre Jim Clark, Jackie Stewart, John Surtees, Jack Brabham, Graham Hill y Denny Hulme, los pilotos británicos y de la Commonwealth ganaron 10 campeonatos de pilotos y los equipos británicos ganaron diez títulos de constructores entre 1962 y 1973. El icónico Racing Green Lotus británico, con un revolucionario chasis monocasco de chapa de aluminio en lugar del tradicional diseño de chasis tubular, fue el coche dominante, y en 1968 el equipo rompió nuevas fronteras siendo el primero en llevar publicidad en sus coches. 

Sin embargo, la seguridad seguía siendo una preocupación: Stewart se retiró en la víspera de lo que habría sido su última carrera tras la muerte de su amigo íntimo y compañero de equipo François Cevert en el Gran Premio de EE.UU. de 1973. En 1975 Fittipaldi (campeón en el 72 y el 74) se negó a tomar la salida en el Gran Premio de España, que se detuvo después de 29 vueltas cuando un coche se estrelló contra el público, matando a cuatro espectadores. Niki Lauda ganó con Ferrari seis de las primeras nueve carreras en 1976 antes de que un terrible accidente en el Gran Premio de Alemania le dejara con quemaduras tan severas que no se esperaba que pudiera sobrevivir… 

En términos de innovación, también en este periodo fue Lotus la marca que abrió el camino. Primero con la introducción en 1978 de la aerodinámica de efecto suelo (usando faldones laterales y diseño de bajos para dar al coche más agarre) que proporcionaba una enorme fuerza aerodinámica y un gran aumento de la velocidad en las curvas. Y después con el desarrollo de su sistema de suspensión activa, que apareció por primera vez en 1982. Gracias (en parte) al primero de ellos, Mario Andretti se hizo con el campeonato en el 78. Sin embargo, ese año se vio nuevamente empañado por la tragedia, ya que su compañero de equipo Ronnie Peterson moriría tras un accidente en Monza. Este hecho marcaría el principio del fin para el legendario equipo Lotus, que no volvió a ganar ningún campeonato.

En cuanto a la gestión de la competición, a principios de los 70, Bernie Ecclestone reorganizó los derechos comerciales de la Fórmula 1, convirtiendo el deporte en un negocio global. En 1971 compró el equipo Brabham, con lo que obtuvo un puesto en la Asociación de Constructores de Fórmula 1 (FOCA) y en 1978 se convirtió en su presidente. Hasta entonces, los propietarios de los circuitos controlaban los ingresos de los equipos, negociando con cada uno individualmente. Ecclestone convenció a los equipos de su valor y del valor de negociar como una unidad coordinada. En 1979 se formó FISA (Federation Internationale du Sport Automobile) y casi inmediatamente se enfrentó con FOCA por los ingresos y las regulaciones. La situación se deterioró hasta el punto de que FOCA amenazó con organizar un campeonato alternativo y llegó a boicotear alguna carrera. El resultado fue el Acuerdo Concorde de 1981, con el que se consiguió una cierta estabilidad. En 1987, la FOCA cedió la gestión de los derechos de televisión a la Formula One Management, bajo la dirección de Ecclestone.

En 1983 Nelson Piquet ganó con Ferrari el segundo de sus tres títulos, y la victoria de Lauda en 1984 supuso el inicio de un período de dominio de McLaren, ganando el título en 6 de los 8 años posteriores con Alain Prost y Ayrton Senna. El cenit del equipo llegó en 1988, cuando ganaron 15 de las 16 carreras del campeonato.  

Para combatir la fenomenal potencia de los coches, se introdujeron determinadas restricciones y se prohibieron por completo los turbocompresores en 1989. En la década de 1980 ya habían comenzado a surgir las ayudas electrónicas para el conductor (de nuevo Lotus estaba a la vanguardia) y a principios de la década de 1990 aparecieron las cajas de cambios semiautomáticas y el control de tracción. 

McLaren y Williams continuaron gobernando el paddock en la década de los noventa (con 8 campeonatos entre ambos). La rivalidad entre Prost y Senna terminó en 1993 con la jubilación del primero. En 1994 Senna murió en Imola. Su muerte marcó un hito, ya que supuso un aumento considerable de las normas de seguridad: desde entonces, ningún piloto moriría al volante de un coche de Fórmula 1 hasta la muerte de Bianchi en 2015. La FIA trató de introducir medidas para ralentizar los coches y mejorar la seguridad. 

Los altos costes de la Fórmula 1 ensancharon el abismo entre los cuatro grandes y los más pequeños. Entre 1990 y 2008, 28 equipos entraron y salieron del campeonato. Desde 1999 hasta 2008 el gran dominador fue Ferrari, conquistando en esas 10 temporadas 8 títulos de pilotos y 8 de constructores. La figura más dominante durante este tiempo fue Michael Schumacher, que ganó 5 títulos consecutivos (para un total de 7 en su carrera).

En la última década, los equipos Red Bull y Mercedes se han repartido los campeonatos, con 4 títulos cada uno, gracias fundamentalmente al alemán Sebastian Vettel (Red Bull) y al británico Lewis Hamilton (Mercedes).  

Debido a la bajada de audiencia por la baja competitividad de las últimas temporadas (monopolizadas como decimos por Red Bull y Mercedes), la FIA y los equipos acordaron modificar el reglamento técnico para la temporada 2017.

La empresa estadounidense Liberty Media controla desde 2016 el Formula One Group. Bernie Ecclestone continuó como director ejecutivo hasta el 23 de enero de 2017, día en el que fue cesado como CEO de la empresa, tras 39 años al mando del negocio de la Fórmula 1.

En cuanto a los pilotos españoles, hay que destacar a Fernando Alonso, campeón del mundo con Renault en 2005 y 2006, y subcampeón con Ferrari en 2010, 2012 y 2013. Además, desde su fundación han participado en la Fórmula 1 los siguientes pilotos españoles: Francisco Godia (1951, 1954-1958), Juan Jover (1951), Alfonso de Portago (1956-1957), Antonio Creus (1960), Alex Soler Roig (1970-1972), Emilio de Villota (1976-1978, 1982), Emilio Zapico (1976), Adrián Campos (1987-1988), Luis Pérez Sala (1988-1989), Pedro de la Rosa (1999-2002, 2005-2006, 2010-2012), Marc Gené (1999-2000, 2003-2004), Jaime Alguersuari (2009-2011) y Roberto Merhi (2015). 

Y, por supuesto, Carlos Sainz, que debutó con la escudería Toro Rosso en el Gran Premio de Australia de 2015, tras ganar las World Series en 2014. Y en 2019 empezará su andadura en McLaren, tras pasar también por el equipo Renault.

 

Carlos Sainz Karting

Post recomendados
Karting
10.12.2018

Disfruta de nuestros nuevos simuladores en Carlos Sainz Karting

¡Ya puedes disfrutar de nuestros nuevos simuladores de conducción en Carlos Sainz Karting Las Rozas y Carlos Sainz Karting La Ermita! En...
Leer más
Karting
07.12.2018

10 pilotos de Fórmula 1 que empezaron en los karts

El karting no es solo un deporte apasionante de por sí, sino que también es un buen trampolín para llegar a la Fórmula 1. De...
Leer más
Karting
30.11.2018

¡ Emoción hasta el final! Crónica Campeonato Shell V-Power 2018

El día 24 de febrero de 2018, arrancábamos un nuevo campeonato en Carlos Sainz Karting con varios rivales a batir y una serie de modificaciones...
Leer más
Karting
28.11.2018

4 errores comunes a la hora de pilotar un kart

Al karting vamos a pasar un buen rato. Pero a veces lo que quieres es superar a otros pilotos, o mejorar tus propios tiempos. Te mostramos 4 de los fallos...
Leer más